menú
f-prensa

Sala de comunicación

Home Sala de prensa Notas de prensaSanitas Residencial Valladolid, centro libre de sujeciones físicas

Sanitas Residencial Valladolid, centro libre de sujeciones físicas

El riesgo del frío en mayores de 65 años
09/03/2017
  • El centro logra la total eliminación del uso de sujeciones en el cuidado de mayores con demencia
  • En solo cuatro años Sanitas Mayores ha acreditado el 77% de su red como libre de sujeciones
  • Sanitas Mayores ha reducido el uso de sujeciones a un 0,9% frente a la media española que se sitúa en torno al 12%

El centro residencial Sanitas Valladolid ha sido acreditado como centro libre de sujeciones por la Confederación Española de Organizaciones de Mayores, CEOMA. Este reconocimiento acredita que la residencia de Sanitas Mayores ha eliminado por completo el uso de sujeciones en el cuidado de sus mayores.

La certificación se enmarca dentro el proyecto ‘Por una residencia sin sujeciones’ con el que Sanitas Mayores ha sido pionera en la implantación de un modelo sin sujeciones. Hasta hace poco, el uso de sujeciones, tanto físicas como farmacológicas,  ha estado normalizado en la atención de determinadas patologías, en especial para evitar el riesgo de caídas. Sin embargo, se ha demostrado que son mayores los perjuicios que los beneficios que se desprenden de su uso.

Eliminar las sujeciones no incrementa el riesgo de lesiones por caídas y, sin embargo, mejora la situación médica y psicológica, esta es la principal conclusión que se extrae de la reciente investigación  “Reducción de Sujeciones Físicas en Residencias” realizada por la Fundación Maria Wolff y Sanitas Mayores entre 7.657 mayores de sus residencias. “Se da un ligero incremento no significativo de las caídas tras eliminar las sujeciones, pero las caídas con consecuencias disminuyen”, comenta el doctor David Curto, jefe de Gestión Asistencial de Sanitas Mayores.

Los beneficios de cuidar sin sujeciones son múltiples, según el doctor Curto “se da una menor incidencia de osteoporosis y un mejor mantenimiento de la masa muscular. Además, los residentes manifiestan menos dolores y molestias y están más contentos y tranquilos, lo que supone una mejora en el ambiente general de los centros”.

Valladolid se suma a la eliminación de sujeciones

El centro Residencial Sanitas Valladolid se suma ahora al proyecto de la compañía que en solo cuatro años ha logrado certificar el 77% de sus 40 centros como “Libre de sujeciones” y  reducir a un 0,9% su uso frente a la media española que se sitúa en torno al 12%, según la Asociación de Empresas de Servicios para la Dependencia (AESTE), que engloba a los principales operadores del sector residencial.

“Nos hemos volcado en el proyecto con la convicción de que eliminar los métodos de sujeción es la única vía de ofrecer la mejor atención posible. Para ello hemos hecho un gran esfuerzo en la formación de nuestros profesionales y en el seguimiento personalizado de cada residente. Un proceso donde la implicación del equipo y de las familias ha sido clave”, valora Paloma García-Marina del Olmo, directora de Sanitas Residencial Valladolid.

El programa, diseñado por la Fundación Maria Wolff y Sanitas Mayores, conlleva la formación de todo el personal sanitario aportándole conocimientos sobre demencias, disfagias, evitación y manejo de conductas desafiantes, prescripción de calidad de psicofármacos, programas de prevención de caídas y formación jurídica, entre otros muchos aspectos.

Modelo de cuidado centrado en la persona, cuidado sin sujeciones

El modelo de gestión de Sanitas Mayores se caracteriza por una atención especializada y personalizada, basada en el conocimiento de las circunstancias individuales de cada residente. En esta línea, el centro residencial Valladolid ofrece cuidados especializados para personas con alzhéimer u otras demencias, con el aval que supone la experiencia con más de 3.000 personas con esta dolencia que atiende Sanitas Mayores en España.

Con el objetivo de aportar calidad de vida y bienestar así como de favorecer el mayor grado de autonomía durante el mayor tiempo posible, el fomento de un envejecimiento saludable y feliz será otro de los ejes asistenciales. En este punto, destaca el amplio programa de actividades tanto terapéuticas como de ocio, diseñadas por los especialistas. En total, la residencia cuenta con un equipo multidisciplinar de médicos, psicólogos, enfermeros, fisioterapeutas y terapeutas ocupacionales.

Contenido multimedia relacionado

  • El riesgo del frío en mayores de 65 años
    El riesgo del frío en mayores de 65 años132 kB (1000 x 1000)